domingo, 19 de octubre de 2014

Archivo Confidencial

Autor: Jorge Elias
The Ipcress File (Archivo Confidencial) es una película británica de 1965, dirigida por Sidney J. Furie. Protagonizada por Michael Caine, Guy Doleman, Nigel Green, Gordon Jackson y Sue Lloyd en los papeles principales. Basada en la novela The IPCRESS File (1962) de Len Deighton. Tuvo dos secuelas en la década de 1960: Funeral in Berlin (1966) y Billion Dollar Brain (1967). En la década de 1990, el personaje principal, Harry Palmer, aparece en Bullet to Beijing (1995) y Midnight in Saint Petersburg (1996), de Harry Alan Towers.

Argumento:
Londres, a comienzos de la década de 1960, en plena Guerra Fría. Harry Palmer (Michael Caine) es un exsargento del Ejército británico, que perdió su grado cuando fue sorprendido en negocios turbios durante su servicio en Berlín. Condenado a prisión, pudo evitar la condena cuando el coronel Ross (Guy Doleman), de Inteligencia militar, intercedió por él y lo reclutó como agente. Harry consideró este cambio como un chantaje, pero aceptó y sirve en aburridas y largas jornadas de vigilancia.

Un científico británico de apellido Radcliffe (Aubrey Richards) es secuestrado y su guardaespaldas es asesinado. Harry es trasferido para reemplazar al agente asesinado. Se presenta en un solitario edificio donde funciona la Agencia de empleos Dalby, que en realidad es una pantalla del servicio de Inteligencia británico, a cargo del mayor Dalby (Nigel Green). El mayor le advierte que conoce su pasado y que cualquier acto de indisciplina lo conducirá directamente de regreso a la cárcel.

En las espartanas oficinas, Harry recibe un modesto escritorio y una silla para trabajar, y conoce a sus colegas, la atractiva Jean Courtney (Sue Lloyd) y a Jock Carswell (Gordon Jackson). Allí, se entera que el mayor Dolby sospecha que el secuestrador del científico Radcliffe puede ser un delincuente de origen albanés conocido como Bluejay (Frank Gatliff), que trabaja para los servicios de Inteligencia soviéticos. Harry se entera también que ya más de una docena de científicos británicos han sido secuestrados y regresados con sus cerebros dañados, después de haber sido sometidos a un lavado de cerebro que los deja inservibles como científicos.

Harry es asignado al caso junto con Jean Courtney. Usando sus propios métodos, Harry entra rápidamente en contacto con Bluejay y logra negociar la devolución del científico por una cantidad de dinero. Simultáneamente organiza una redada policial a un local, que sospecha puede ser el lugar donde el científico esté apresado. La redada se realiza, pero el local resulta estar vacío y abandonado, y solo encuentran un olvidado trozo de cinta magnética, con la inscripción Ipcress. De regreso en sus oficinas, proceden a escuchar la cinta, que solo contiene una serie de efectos sonoros. Esa noche se realiza el intercambio del científico en un oscuro garaje, pero la presencia de un desconocido hace que Harry sospeche una celada y comience a disparar, matando al desconocido. El científico es rescatado, pero se descubre que ya ha sido sometido al lavado de cerebro. Toda la operación de Harry había resultado un fracaso. Para animarse, invita a Jean Courtney a cenar a su apartamento, donde saca a relucir otro de sus verdaderos intereses en la vida, fuera de las mujeres y la música clásica: la preparación de comida exclusiva. Ambos comienzan una relación romántica.

Un estadounidense, Barney (Thomas Baptiste), se contacta con él, y se presenta como agente de Inteligencia estadounidense, y le informa que el desconocido en el garaje era un colega suyo y que su muerte traería consecuencias para Harry. Por su lado, el otro colega de Harry, Jock Carswell, comienza una investigación de la cinta y descubre que Ipcress podría corresponder a Induction of Psycho-neuroses by Conditioned Reflex under Stress, un método para lavar cerebros.

Más tarde, conduciendo el vehículo de Harry, Carswell se detiene en una luz roja y es asesinado por un francotirador. Harry al enterarse, saca la conclusión que la bala estaba dirigida a él y acude a su superior, el mayor Dalby, para informarle de lo que le está sucediendo, pero éste lo desdeña y le deja caer que posiblemente está siendo víctima de un complot, a lo que Harry responde que si es así, se tiene que tratar de su ex superior el coronel Ross, que posiblemente es un doble agente.

Harry regresa a su departamento y se encuentra con el cadáver del agente Barney. Recurre a Jean Courtney, pero ella reacciona con sospecha, lo que hace pensar a Harry que seguramente trabaja en secreto para el coronel Ross. Decide entonces huir y desaparecer de Londres en tren al continente europeo. Ya sentado en el vagón, es sorprendido por dos hombres que lo reducen y lo drogan. Harry despierta en una celda, donde es sometido a un proceso de desorientación al ser despertado y alimentado a distintas horas, lo que finalmente lo hace perder la noción del tiempo. Sus guardias le hablan en un idioma desconocido, y Harry cree que ha sido raptado por agentes soviéticos y que está prisionero en algún país tras la Cortina de Hierro. Luego, empieza a ser sometido a sesiones de tortura mental, en las cuales se usa el mismo sonido de la cinta Ipcress y efectos visuales psicodélicos. Harry lucha para no enloquecer, hiriéndose la mano con un clavo. El dolor lo hace pensar en otra cosa. En un momento, logra atacar a sus guardias y, sustrayéndole el arma a uno de ellos, consigue salir de la prisión. Al abrir la última puerta, sale a una calle en pleno Londres. Sorprendido, busca una cabina telefónica y llama al mayor Dalby para contarle su situación. El mayor le dice que llame al coronel Ross y lo cite en el mismo lugar donde estaba la falsa prisión. Allí se encontrarán los tres para aclarar la situación.

Harry llama al coronel Ross y regresa al local, para encontrarse que ya no había ningún vestigio de la falsa prisión. Busca un lugar, y pistola en mano espera a sus dos superiores. Cuando ambos aparecen, uno seguido del otro, Harry está muy desorientado y les dice que sabe que uno de ellos es un doble agente, y los apunta sucesivamente con su pistola, a medida que un confuso diálogo se desarrolla entre ellos. Finalmente, uno de sus superiores, al darse cuenta que el juego ha terminado, saca una pistola de su bolsillo, pero Harry dispara primero, matando al traidor. Harry se da cuenta que ha sido involucrado en una trama, donde ha ocupado el papel de un peón desechable.

Las siguientes armas han sido empleadas en esta pelicula:

1. Pistola Mauser Pocket 1910 (6,35 mm)
Ipcress File MauserM1910.jpg
En 1909, la casa Mauser decide desarrollar una pistola semiautomática simple que use el 9 mm. Parabellum, considerado en la época un calibre de uso militar, y que será denominada Mauser 1910. No fue un éxito comercial. En 1910, se decide hacer una versión para ser empleada con el moderno calibre 6,35mm Browning (.25ACP) como modelo de bolsillo. Esta versión, fue conocida como Mauser 1910, que sería un éxito comercial. Este modelo será adoptado por las fuerzas armadas y cuerpos de policía alemanes, siendo sus principales clientes la Kriegsmarine y la Luftwaffe. En 1934, fue modernizada pero termino siendo superada por las pistolas Walther Modelos PP y PPK, técnicamente más avanzadas que la Mauser 1914/34, debiendo cesar su producción en 1939, sustituida por la pistola Mauser Modelo HSc. 
Especificaciones:
Origen: Alemania
Fabricante: Mauser Werke
Tipo: Semiautomática
Calibres: 9 mm Parabelum / 7,65 (.32 ACP/ 6,35 (25 ACP) 
Capacidad: 8 ó 9 cartuchos,según calibre
Long.total: 116 mm /152 mm  
Longitud del cañón: 80/86 mm.
Anima: Rayada 
Peso: 425/600 g
Alza: Fija

2. Revolver Colt Pocket Positive
Ipcress File Colt Pocket Positive.jpg
Aparecio en 1896, es un revolver de simple y doble acción con martillo a la vista, construcción integral en acero, tambor volcable sobre el costado izquierdo mirando de donde se empuña el arma y extracción múltiple de vainas por medio de la baqueta eje del cilindro o tambor que a su vez tiene maquinadas seis recamaras principalmente para el calibre 32 S&W Long aunque puede disparar el 32 S&W Short, también fue ofrecido en calibre 22 LR.
La estrella de giro del tambor esta maquinada sobre la parte móvil que a su vez empuja las vainas para su extracción, el cierre del tambor se formaliza por medio un pistillo que se introduce en una cavidad del centro de la estrella de giro, la apertura del cilindro para su carga y descarga se efectúa llevando hacia atrás su traba que integra por el lado izquierdo de arma el escudo trasero del tambor, su cañón es de tipo liviano con seis estrías dextrógiras, sin contrapeso inferior.
El guión o punto de mira consta de una media luna clásica de la época para estas armas y un alza rudimentaria fija que no es mas que el canal frezado sobre el marco o puente del armazón sin ninguna posibilidad de regulación, las cachas podían ser de madera como de materiales plásticos con el medallón y logotipo de Colt, su caballito rampante. Fue diseñada para uso policial y autodefensa.

3. Pistola Walther PPK
PPK viene del alemán Polizeipistole Kriminal, siendo Polizeipistole Kurz falso. Sin embargo, está tan difundida de esta manera que hasta el mismo fabricante también usa en parte este nombre.
La pistola Walther PP fue introducida en 1929 en Alemania para la policía secreta. En 1931 apareció una versión aún más corta (Kurz), la PPK. También es conocida por ser el arma empleada por Adolf Hitler para suicidarse. Luego de la Segunda Guerra Mundial fue la favorita de los servicios secretos de Occidente. Su tamaño discreto y cómodo, el poco retroceso del disparo y la seguridad de su mecanismo la han popularizado a lo largo del siglo XX entre usuarios civiles.
La Walther PP (y su "hermana pequeña" la PPK) fue la primera pistola semiautomática que podía llevase con una bala en la recámara sin peligro de disparo accidental por golpes o caídas. James Bond confió en la PPK en sus 17 primeras misiones hasta Tomorrow Never Dies (aunque regreso en Quantum of Solace), y para misiones en la que requiere de un trabajo más sutil, le acopla un silenciador al cañón de su PPK. El agente 007 utiliza esta compacta y elegante pistola alemana que, luego del servicio militar prestado en la Segunda Guerra Mundial, fue exportada a todo el mundo y se convirtió, gracias a su asociación con 007, en un icono al igual que el vermú Martini y el Aston Martin.
Especificaciones:
Tipo Pistola semiautomática
Origen  República de Weimar
Diseñada 1929
Fabricante Walther
Producida 1929 al presente
Peso 590 g
Longitud 155 mm
Longitud del cañón 83 mm
Munición 7,65 x 17 Browning - 9 x 17
Calibre 7,65 mm - 9 mm
Sistema de disparo Doble Acción, recarga accionada por retroceso
Cargador extraíble de 8 cartuchos 7,65 x 17 Browning (Walther PPK) y 7 cartuchos 9 x 17 (Walther PP).

4. Pistola Luger P08
Ipcress File Luger2.jpg
La Parabellum-Pistole (pistola Parabellum), popularmente conocida como Luger, es una pistola semiautomática accionada por retroceso. El diseño fue patentado por George Luger en 1898 y se produjo por la fábrica alemana de armas Deutsche Waffen und Munitionsfabriken (DWM) a partir del año 1900; es una evolución del modelo diseñado por Hugo Borchardt en 1898, conocido como C-93. La Luger se hizo popular gracias a su empleo por parte del ejército y la marina imperial alemana durante la I GM y II GM. Aunque los primeros modelos de la Luger fueron fabricados en calibre 7,65 x 22 Parabellum, es famosa por ser la pistola para la cual se desarrolló el cartucho 9 x 19 Parabellum.
La Luger emplea una corredera interna, operada mediante un brazo articulado, al contrario de la corredera externa común a casi todas las demás pistolas semiautomáticas. El mecanismo funciona de la siguiente forma: Tras disparar un cartucho, el cerrojo y el cañón (ambos unidos en ese instante) van hacia atrás gracias al retroceso. Al moverse solamente unos 13 mm, el cerrojo golpea un resalte del armazón, haciendo que la articulación comience a doblarse y que el cerrojo se desacople de la recámara. En este punto el cañón termina su recorrido impactando en el armazón, pero el cerrojo y la recámara continúan moviéndose, haciendo que la articulación se doble totalmente momentáneamente, extrayendo y eyectando el cartucho disparado. El cerrojo y la recámara inician su recorrido hacia adelante bajo la tensión del muelle recuperador y un nuevo cartucho es insertado en la recámara desde el cargador. El proceso completo ocurre en tan sólo una fracción de segundo.
Durante la Primera Guerra Mundial, al observarse que los subfusiles eran efectivos en la guerra de trincheras, se hicieron experimentos para convertir diversos tipos de pistolas semiautomáticas en pistolas automáticas; pero al contrario de la Mauser C-96, que fue transformada en Reihenfeuerpistole en grandes cantidades, la Luger demostró tener una cadencia excesiva cuando disparaba en modo automático.
La P08 fue el arma auxiliar para el personal del Ejército alemán en ambas guerras mundiales, aunque empezó a ser reemplazada por la Walther P38 a partir de 1940. En 1930, la Mauser se encargará de fabricar la P08 (hasta 1943). El Ejército suizo evaluó la pistola Luger calibre 7,65 Parabellum y la adoptó como arma auxiliar en 1900 con la denominación de Ordonnanzpistole 00 (OP 00).
La pistola Luger calibrada para el cartucho 9 x 19 Parabellum fue aceptada por la Marina alemana en 1904 y por el Ejército alemán en 1908, reemplazando al anticuado Reichsrevolver.
Especificaciones:
Tipo: Pistola semiautomática 
Origen: Alemania 
En servicio: 1904-1945
Diseñada: 1898 
Fabricante: Deutsche Waffen und Munitionsfabriken (DWM) 
Producida: 1900-1942 
Peso: 870 gr , descargada 
Munición 7,65 x 22 Parabellum y 9 x 19 
Calibre: 7,65 mm - 9 mm 
Sistema de disparo: recarga accionada por retroceso, corredera interna articulada 
Cargador: extraíble de 8 cartuchos; tambor de 32 cartuchos.

5. Subfusil Sterling SMG
El famoso subfusil “Sterling” nació en 1942 como un prototipo, desarrollado por George W. Patchett, en Inglaterra. Las metralletas Sterling fueron producidos para las fuerzas armadas británicas por la compañía Sterling Engineering Co y Royal Ordnance Arsenal, de Inglaterra. Tambien fue fabricada bajo licencia en Canadá para su ejército como Tipo C1. Han sido armas bastante populares entre las tropas británicas, debido a la relativamente tamaño compacto, adecuado volumen de fuego, buena precisión y fiabilidad. Se produjeran unas 400.000 metralletas Sterling hasta 1990s.
Especificaciones:
Fabricante: Sterling (Gran Bretaña)
Calibre: 9 mm
Munición: 9 x 19 mm OTAN (Parabellum)
Alimentación: cargador de 34 cartuchos
Accionamiento: por retroceso corto
Alcance: 350 m 
Cadencia de tiro: 515 disparos por minuto
Velocidad inicial del proyectil: 293/310 m/seg
Rayado: 6 rayas 
Peso (arma): 3.600 kg
Longitud (arma): 964 mm (plegado 660 mm).

6. Subfusil MP40
Ipcress File MP40.jpg
La MP40 (Maschinenpistole 40) fue un subfusil automático usado de manera extensa por las tropas de la Alemania nazi, generalmente los oficiales y paracaidistas, durante la Segunda Guerra Mundial.
Diseñado por Heinrich Vollmer, de Erma, con el fin de dotar a los soldados de un arma de asalto, principalmente las unidades de infantería mecanizada y paracaidistas, fue fabricado hasta el final del conflicto. Arma excelente para el combate a corta distancia (zonas urbanas, bosques, etc.), era poco efectiva en combate en terrenos abiertos por su escaso alcance. Ésta fue una de las razones que motivaron el diseño del Stg-44, el predecesor de los modernos fusiles de asalto.
Luego de la llegada al poder de Hitler en 1934, una de sus principales políticas fue la de desarrollar un programa de rearme. En este contexto, se inició la investigación en torno a una nueva generación de armas. Se llevó a cabo una investigación sobre los tipos de subfusiles existentes en el mundo, incluyendo el Thompson estadounidense. 
El 17 de julio de 1936 se inicia la Guerra Civil Española y Hitler, que simpatizaba con la causa nacionalista, envió en su ayuda a la Legión Cóndor. Su experiencia en esta guerra fue de vital importancia, ya que les dio la oportunidad de probar y estudiar una gran cantidad de armas en combate real, incluyendo los subfusiles. También, los pioneros de la guerra mecanizada solicitaron el desarrollo de un subfusil para dotar a las unidades de granaderos de la infantería mecanizada (Panzergrenadier). 
Respondiendo a estos requerimientos, Heinrich Vollmer comenzó a desarrollar un arma de este tipo en que se plasmarían los conceptos establecidos. En 1938, el director de Erma, Berthold Giepel, fue solicitado en Berlín y se le pidió que acelerara el desarrollo del arma, que seria destinada a la infantería mecanizada y a los paracaidistas. Unos meses más tarde, el subfusil MP38 sería aprobado por el alto mando alemán. Este modelo, en comparación con otros subfusiles de la época, era mucho más fácil de fabricar y más económico debido a los materiales y métodos usados.
La guerra se iniciaría el 1 de septiembre de 1939 con la invasión de Polonia. La experiencia con estas armas indujo a realizar algunos cambios, que primero fueron presentados en una versión intermedia (MP38/40) y luego incorporados en la versión inicial del MP40. El MP40 era un rediseño del MP38, con el objetivo de facilitar su fabricación en masa y disminuir el costo: se redujeron las partes fabricadas en torno y fresadora y se cambiaron por piezas hechas en acero estampado. También se aumentó la seguridad de éste, ya que el MP38 carecía de un sistema de seguro. El nombre deriva de las iniciales de Maschinen pistole (pistola ametralladora) del año 1940, fecha de su introducción.
El MP40 fue llamado a menudo Schmeisser por los aliados, por el diseñador de armas Hugo Schmeisser. Aunque el nombre es evocador, Hugo Schmeisser no diseñó el MP40, pero colaboró con el MP41, el cual en esencia es un MP40 con una culata de madera. A finales de la guerra se habían construido aproximadamente 1.047.000 MP40, miles de los cuales fueron capturados por el Ejército Ruso. Esta arma permaneció en servicio entre las tripulaciones de tanques del ejército noruego hasta la década de los 80. También estuvo involucrado en el conflicto de Indochina en la década de los 50 y en Argelia.
En los MP40 producidos inicialmente, el brocal del cargador tenía los costados lisos, mientras que en la versión del contingente principal (MP40/I) llevaba estrías para fortalecerla. El MP40/II fue una versión experimental con cargador de 64 cartuchos, pensado en respuesta al subfusil soviético PPSh-41. Introducido a finales de 1943, fue, sin embargo, descontinuado debido al aumento del peso. Hay alguna variación en las fuentes modernas con respecto a los nombres de las distintas versiones.
Ya en esa época, el uso de una cantidad similar de partes fabricadas en chapa estampada era común en otras armas, por ejemplo, en el Sten, pero era una innovación la culata metálica plegable y el uso de plástico en vez de madera en la empuñadura y el guardamanos. Esta arma era muy confiable y de fabricación muy económica. Tenía un retroceso relativamente débil aun cuando se disparaba en ráfaga, debido a su baja cadencia de fuego. Esto permitía que el MP40 fuera más preciso que otros subfusiles de la época, como, por ejemplo, el Thompson. Sin embargo, el muelle del cargador hacía que la munición saliera bastante rápido de éste, causando así atascos cuando se llenaba con las 32 balas que permitía; por esto, habitualmente sólo introducían 30 balas como máximo. En el MP40/II, un doble cargador fue experimentado con capacidad para 64 proyectiles; los cargadores estaban uno al lado del otro y al acabarse la munición del primero, se deslizaban horizontalmente para hacer uso del siguiente.
El MP40 tenía una longitud total de 833 mm, y con la culata plegada se acortaba hasta los 630 mm. El extraño espolón cerca del final del cañón fue diseñado para permitir a los soldados fijar el MP40 en las “troneras” de los APC, como el Sdkfz 251.
Especificaciones:
Fabricante: Erfurter Werkzeug und Maschinenfabrik (Erma), Haenel y Steyr.
En producción: 1940-45
Calibre: 9mm Parabellum
Longitud del cañón: 251 mm
Estriado: 6 estrías, dextrógiro
Capacidad del cargador: 32 balas
Cadencia de fuego: 500 dpm
Velocidad inicial: 381 m/s.
Miras: Punto de mira fijo y cubierto y alza ajustable a 100 y 200 m.
Peso: 4,03 kg (vacía) y 4,70 kg (cargada)
Longitud: Culata extendida, 833 mm y culata plegada, 630 mm
Alcance efectivo: 200 m.

7. Granada Bomba Mills 
La Bomba Mills es una granada de fragmentación británica, siendo adoptada como la granada de mano estándar del ejército británico entre 1915 y 1972.
Al inicio de la Primera Guerra Mundial, con el paso a la guerra de trincheras, los aliados se percataron de la necesidad de utilizar granadas de mano. Tras la pérdida de cientos de vidas en accidentes con granadas, los ingleses decidieron fabricar un modelo de mayor calidad y seguridad. William Mills, un diseñador de granadas originario de Sunderland, patentó, desarrolló y fabricó la "Bomba Mills" en la Fábrica de Municiones Mills en Birmingham, Inglaterra, en 1915 que fue adoptada por el Ejército Británico como su granada de mano estándar siendo denominada como No. 5.
El gran avance conseguido en materia de seguridad, fue que el conjunto de percutor, mecha y carcasa venía separado de la carga detonante, permitiendo transportarla y manipularla de forma segura en las trincheras. Cuando iban a ser utilizadas, el conjunto se ensamblaba atornillándose. Para que detonasen había que retirar una anilla que hacía saltar a través de un muelle una palanca. Este brusco movimiento iniciaba una llama que prendía una mecha de 7 segundos conectada al explosivo principal de amonal-amatol o alumentol.
La Mills tiene un diseño clásico; una "piña" estriada de hierro fundido con un percutor central sostenido por una palanca y asegurado con un pasador. Aunque el cuerpo segmentado ayuda a crear esquirlas cuando la granada explota, según los apuntes de Mills la carcasa de la granada estaba estriada para facilitar su agarre y no para facilitar la fragmentación. La Mills era una granada defensiva: después de lanzarla, el usuario debe ponerse a cubierto inmediatamente. Un lanzador hábil puede arrojarla a 15 metros (49 pies) con una precisión razonable, pero la granada puede lanzar esquirlas letales a distancias mayores. A los miembros de la British Home Guard se les enseñó que la granada No. 36 podía lanzarse a 27 m (30 yardas) y que tenía un radio letal de unos 91 m. Inicialmente, la granada estaba equipada con una mecha de siete segundos. Pero durante los combates en Francia en 1940, esta demora demostró ser demasiado larga al ofrecer a los atacantes tiempo suficiente para ponerse a cubierto o incluso lanzar de vuelta la granada. Por lo que fue reequipada con una mecha de cuatro segundos.
La Bomba Mills puede transformarse en una granada de fusil enroscando una varilla metálica en su base. Esta granada de fusil con varilla tiene un alcance efectivo de unos 137 metros.

Fuentes: Wikipedia.org, imfdb.org y blog Armas y Cine.

No hay comentarios:

Publicar un comentario