jueves, 10 de julio de 2014

Gunga Din

Autor: Jorge Elias
Gunga Din es una película estadounidense de 1939 producida y dirigida por George Stevens y con Cary Grant, Douglas Fairbanks Jr., Victor McLaglen y Sam Jaffe en los papeles principales. El film está inspirado en el poema homónimo de Rudyard Kipling, que lo dedicó a un aguador que conoció en el Raj Británico, y cuya línea principal más o menos dice así: “De todos los años que estuve en la India no conocí a nadie más valiente que el aguador de nuestro regimiento: Gunga Din”. Este poema se menciona al principio de la película brevemente.  Colaboraron en la elaboración del guión, sin aparecer en los créditos, los guionistas Lester Cohen, John Colton, Vincent Lawrence, Dudley Nichols y Anthony Veiller, más el escritor William Faulkner.
En 1999, Gunga Din fue incluida entre las películas que preserva el National Film Registry (Registro Nacional de Filmes) de la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos, por ser considerada «cultural, histórica, o estéticamente significativa».

Argumento:
La película es la historia de tres amigos que son sargentos en el ejército británico durante la dominación de la India. Son tiempos convulsos, porque los seguidores del culto a la diosa Kali, llamados Los Estranguladores están en continua rebeldía contra los ejércitos de su majestad.
 
Los tres sargentos, Archibald Cutter (Cary Grant), 'Mac' MacChesney (Victor McLaglen) y Thomas 'Tommy' Ballantine (Douglas Fairbanks, Jr.) son los típicos soldados en estas lides, valientes, bravucones, desobedientes, los mejores para comenzar una guerra, y los mejores para ganarla, es decir todo un dolor de cabeza para sus oficiales. Los tres son enviados al mando de un destacamento, a investigar las causas de la interrupción de la comunicación telegráfica con un puesto británico en Tantrapur; en el destacamento va Gunga Din (Sam Jaffe), un nativo que ejerce como aguador de las tropas, y cuya aspiración es convertirse en un soldado británico. Cuando llegan a su destino, lo encuentran desierto y se preparan a reparar la línea telegráfica, cuando son rodeados y atacados por sorpresa por nativos armados. Logran salir del lugar y regresan a su cuartel. Allí, sus superiores identifican un arma que pertenecía a sus agresores, como una de las usadas por Los Estranguladores.
 
El sargento Ballantine les comunica a sus amigos que pronto abandonará el Ejército para dedicarse al negocio del té y casarse con su novia Emmy Stebbins (Joan Fontaine). Sus amigos consideran su proyecto peor que la muerte. Por su lado, el sargento Cutter también planea cambiar su vida, y planea desertar para ir en busca de un templo construido en oro, según una información que le había contado Gunga Din. El sargento MacChesney no quiere saber nada de este asunto, y decide prevenir la deserción de su colega, encerrándolo en un vallado, pero Ballantine logra escabullirse esa misma noche junto a Gunga Din.
Ambos llegan al lugar donde se encuentra el templo, pero son sorprendidos por Los Estranguladores, que usaban el lugar como sitio de reunión. El sargento decide entregarse, para que Gunga Din pueda escabullirse sin ser notado, y avisar al sargento MacChesney. Cuando el sargento se entera de la situación, decide ir en su rescate. El ex sargento Ballantine quiere acompañarlo, pero es rechazado por MacChesney, que lo considera ahora un civil. Ballantine decide reenlistarse, a pesar de la oposición de su novia Emmy, y se une a la expedición de rescate. Así parten los tres, como avanzada de su regimiento, para caer también prisioneros al llegar al templo.
 
Logran escabullirse de sus carceleros y, tomando como rehén al gurú de la secta (Eduardo Ciannelli), se refugian en el techo del templo. Cuando finalmente el regimiento se acerca, el gurú comienza a jactarse de la emboscada que había planeado, suponiendo la llegada de refuerzos. Sus seguidores se niegan a dejarlo en manos de los británicos, y dudan en atacar al regimiento, pero el gurú se lanza a un foso con cobras, para resolver la indecisión. Al ver esto los seguidores se lanzan al ataque y el sargento Cutter resulta muerto y Gunga Din herido de muerte. Sin embargo en un último acto de valentía, el aguador logra dar el toque de alarma a las tropas, con una corneta que lleva consigo, antes de morir. Los Estranguladores resultan vencidos. Más tarde, durante el funeral de Gunga Din, el coronel Weed (Montagu Love) le otorga al humilde aguador el grado de soldado británico y lee las últimas líneas de un poema de Rudyard Kípling You're a better man than I am, Gunga Din! - Tú eres mejor hombre de lo que yo soy, Gunga Din.

Las siguientes armas fueron empleadas en esta pelicula:

1. Revolver Colt New Service
 
 
 
El Colt New Service fue un revólver de doble acción fabricado por Colt desde 1898 hasta 1946. Fue adoptado por las Fuerzas Armadas de los EE.UU. en calibre .45 Colt como el modelo 1909 y en .45 ACP como el modelo del Ejército EE.UU. en 1917. El modelo 1917 fue creado para complementar acciones inadecuadas de las pistolas M1911 durante la Primera Guerra Mundial.

2. Fusil Krag-Jørgensen
El Krag-Jørgensen es un fusil de cerrojo diseñado por los noruegos Ole Herman Johannes Krag y Erik Jørgensen a finales del siglo XIX. Fue adoptado como fusil estándar en Dinamarca, Estados Unidos y Noruega. Unos 300 fusiles fueron suministrados a las tropas bóer de la República Sudafricana.
El Krag-Jørgensen se diferencia de otros fusiles por su cargador. Mientras que otros fusiles usaban un depósito separado para almacenar los cartuchos, en el Krag-Jørgensen el depósito es parte integral del cajón de mecanismos del fusil. Los cartuchos se introducían en este por un lado, tras levantar una cubierta con bisagra. De allí eran guiados hacia arriba al abrir el cerrojo, mediante un resorte guía.
Esta característica tiene ventajas y desventajas al compararla con un depósito convencional, la mayoría de los cuales eran alimentados desde arriba mediante peines. Un peine similar podía emplearse en el fusil Krag para llenar el depósito. La carga habitual era cartucho a cartucho, siendo más sencilla en un fusil Krag que en uno con depósito convencional. De hecho, se pueden introducir varios cartuchos a la vez en el depósito de un Krag sin tener cuidado y cuando la cubierta se cierra, los cartuchos son forzados a alinearse dentro del depósito. Este depósito también era sencillo de vaciar, al contrario de la mayoría de fusiles con depósitos alimentados desde arriba, no hacía falta abrir el cerrojo del Krag-Jørgensen. Se ha vehiculado que la complejidad relacionada con fabricar un depósito integrado en el cajón de mecanismos fue la principal razón por la cual el Krag-Jørgensen no fue adoptado en muchos países. Para otros, las características del depósito facilitaron su adopción
Esta arma fue empleada durante la Guerra Hispanoamericana, siendo utilizada por las tropas estadounidenses en contra de las tropas españolas armadas con fusiles Mauser. Posteriormente, el fusil fue ampliamente utilizado para cacería tanto en Europa como en los Estados Unidos. Hoy el Krag-Jørgensen es un fusil popular entre los coleccionistas de armas y es muy valorado por los tiradores debido a la ligereza de su cerrojo.
El fusil tenía una característica conocida como "bloqueador de depósito". Este es una palanca situada en el lado izquierdo posterior del cajón de mecanismos. Al ser elevada (en los fusiles y carabinas Krag-Jørgensen noruegos), el bloqueador no permite que los cartuchos del depósito sean introducidos en la recámara por el cerrojo. Este mecanismo fue pensado para disparar un solo cartucho, como por ejemplo, cuando los soldados disparan a blancos distantes, pudiendo liberar los restantes cartuchos del depósito en caso que el enemigo lance un ataque frontal o se decida atacarlo frontalmente. Esto ofrecía instantáneamente al tirador 5 cartuchos para fuego rápido.
El Ejército de los Estados Unidos estaba buscando un nuevo fusil a inicios de la década de 1890. Se llevó a cabo un concurso en 1892, comparando fusiles diseñados por Lee, Krag, Mannlicher, Mauser, Schmidt-Rubin y unos 40 modelos militares y civiles. Las pruebas tuvieron lugar en Governors Island, New York. A pesar de las protestas por parte de inventores y fabricantes de armas locales una versión mejorada del Krag-Jørgensen ganó el contrato. Los Estados Unidos adoptaron formalmente el fusil en 1892 para reemplazar al Springfield monotiro. Unos 500.000 Krags fueron producidos en el Springfield Armory de Massachusetts, entre 1894-1904. Fue el principal fusil militar estadounidense desde 1894 hasta 1903 (cuando fue reemplazado por el M1903 Springfield con su más potente cartucho .30-03, que pronto fue reemplazado por el .30-06 en 1906). 
El fusil Krag-Jørgensen disparaba el cartucho .30 Army con pestaña y fue empleado en la Rebelión bóxer, la Guerra Hispano-Estadounidense y la Guerra Filipino-Estadounidense. Los Krags estadounidenses empleaban el cartucho con pestaña "Cartridge, Caliber 30, U.S. Army,", conocido también como el .30 U.S., .30 Army o .30 Government y más popularmente por su nombre civil, el .30-40 Krag. El .30 Army fue el primer cartucho con pólvora sin humo adoptado por el Ejército estadounidense, pero su nombre civil conserva la denominación "calibre-carga" de los anteriores cartuchos de pólvora negra. Por lo cual, el .30-40 Krag monta una bala calibre .30 (7,62 mm) que es propulsada por 40 granos (3 gramos) de pólvora sin humo.

3. Carabina Krag-Jørgensen US Model 1899 - Calibre .30-40 (Ver arriba)
 

4. Fusil Springfield Modelo 1873 "Trapdoor Springfield" Calibre .45-70
 
El Springfield Modelo 1873 fue el primer fusil de retrocarga, monotiro, estándar adoptado por el Ejército de los Estados Unidos. Se construyeron en versiones fusil y carabina y se emplearon en los combates contra los indios de Norteamérica. Fue la quinta variación del diseño Allin -una bisagra cerrojo que se abre como una trampilla-. El modelo de fusil de infantería se ofreció con un cañón de 829 mm, mientras que la carabina de caballería utilizó uno de 560 mm. Fue reemplazado por un modelo mejorado, el Springfield Modelo 1884, también en calibre .45-70 calibre.

5. Fusil Lee-Enfield Mk I
El Lee-Enfield fue el fusil de cerrojo, alimentado por cargador, estándar en el Ejército Británico desde 1895 hasta 1956. Siendo el arma en servicio durante la primera mitad del siglo XX, ha sido utilizado en ambas guerras mundiales y además por miembros de la Commonwealth, incluyendola India, Australia y Canadá. Dispara cartuchos del calibre .303 desde un cargador extraíble con capacidad para diez balas, que se rellenaba utilizando peines de cinco proyectiles, y tuvo una producción total estimada, incluyendo todas las variantes, de unos 17 millones de unidades.
El fusil Lee-Enfield era un derivado del anterior Lee-Metford, un fusil mecánicamente similar que usaba cartuchos de pólvora negra y combinaba el sistema de cerrojo de James Paris Lee con el cañón de ánima rayada diseñado por William Ellis Metford. El sistema de acción del Lee era un avance importante, más rápido y sencillo que el sistema de cerrojo de Mauser. Debido al sistema de cerrojo rápido, la introducción de los fusiles semiautomáticos se retrasó considerablemente.
El cerrojo rápido y el cargador de gran capacidad (diez proyectiles, frente los cinco que tenía la mayoría de los fusiles basados en el diseño Mauser) permitía que un tirador experto pudiera disparar entre 15 y 30 veces en un minuto, haciendo del Lee-Enfield el fusil de cerrojo más rápido de su época.
El Lee-Enfield apareció en noviembre de 1895 como .303 calibre, Rifle, Magazine, Lee-Enfield (fusil, cargador, calibre .303, Lee-Enfield) o más comúnmente Magazine, Lee-Enfield o MLE. Al año siguiente se introdujo el Lee-Enfield Calvary Carbine Mk I (carabina de Caballería Lee-Enfield Modelo I) o LEC, con un cañón de 538 mm frente los 767 mm de la versión larga. Ambos recibieron series de pequeñas modificaciones en 1899, creándose el Mk I.
La necesidad de nuevos fusiles crecía a finales de los años 1930, y el Rifle No. 4 Mk I fue adoptado en 1939, aunque su producción a gran escala no comenzó hasta 1941. El 4 era similar al Mk VI, pero más ligero y resistente. Con el sistema de cañón flotante, el n.º 4 se convirtió en el fusil de francotirador de las fuerzas británicas, utilizando una mira telescópica de 3,5 aumentos. Denominado No. 4 Mk I (T), fue recalibrado para el cartucho 7,62 x 51 OTAN y continuó en servicio hasta comienzos de los años 1990 como fusil de francotirador L42A1.
Durante la II Guerra Mundial, el Fusil n.º 4 fue simplificado para su producción en masa con la creación del No. 4 Mk I, que fue fabricado en Norteamérica. Posteriormente, se necesitó un fusil más corto y menos pesado para las junglas de Asia, desarrollándose el Rifle No. 5 Mk I, conocido como carabina de la jungla. Tenía un supresor de fogonazo característico, y pesaba casi un kilogramo menos. Sin embargo, tenía mucho retroceso y no fue popular entre las tropas. El Lee-Enfield fue reemplazado finalmente por el L1A1 SLR, un derivado del FN FAL en 1955, aunque el fusil se mantuvo algunos años más como arma de entrenamiento. Un total de 14 millones aproximadamente de Lee-Enfields se habían fabricado en varias factorías de distintos continentes cuando se cortó la producción en 1956. Sin embargo, se continuó fabricando hasta los años 1980 en la fábrica Ishapore de la India y en la factoría BSA de Shirley, en Birmingham. Los Lee-Enfield se siguen utilizando en las fuerzas de reserva y las fuerzas policiales de muchos países de la Commonwealth, particularmente la India y el Canadá.

6. Ametralladora Gatling Colt Modelo 1883
GungaDin Colt1883 04.jpg
 
La ametralladora Gatling fue la primera arma de fuego de repetición que tuvo éxito, combinando fiabilidad, una alta cadencia de fuego y facilidad de recarga en un solo dispositivo. Fue diseñada por el inventor estadounidense Richard J. Gatling en 1861 y patentada el 9 de mayo de 1862. Actualmente, el término sistema Gatling normalmente se refiere a las armas con un sistema de cañones rotativos similar.
Según la definición del término, la Gatling puede ser considerada la primera "ametralladora". Las ametralladoras disparan de forma totalmente automática gracias al aprovechamiento de parte del impulso de los cartuchos disparados; en cambio, cuando apenas se había desarrollado esta tecnología, la Gatling necesitaba de un impulso exterior, como una manivela manual o un motor hidráulico o eléctrico.
La Gatling actual es una ametralladora moderna capaz de realizar hasta 6.000 disparos por minuto sin presentar problemas de interrupción. Esta elevada cadencia de fuego, unida a su incontestable potencia, la convierten en una de las armas más poderosas de la actualidad.
La Gatling fue diseñada en 1861, durante la Guerra de Secesión, por el inventor estadounidense Richard J. Gatling. Sin embargo, en 1862, el Gobierno de Estados Unidos no adquirió ninguna, ya que incluso el primer diseño presentado por su creador fue rechazado de plano porque se consideraba que era un arma demasiado potente, capaz de producir auténticas masacres.
Aquella primera versión de Gatling era capaz de realizar 200 disparos por minuto, una cifra bastante alta para la cadencia de fuego que comúnmente se veía en esa época. Sin embargo, a pesar de ser un arma especialmente poderosa, la Gatling tenía un importante inconveniente: era demasiado pesada; lo cual hizo que su comercialización fuera demasiado lenta. En este sentido, sus más de 40 kilogramos la convertían en un arma difícil de manejar y transportar en el campo de batalla. Este peso excesivo, unido al temor de que su uso en plena guerra causara una matanza sin precedentes, hizo que ninguno de los dos contendientes de la Guerra Civil aprobara su adquisición.
Aunque su invento había sido rechazado por los contendientes de la Guerra Civil, y sabiendo el enorme potencial que escondía su arma, Richard J. Gatling continuó trabajando en posibles mejoras de su ametralladora. Su modelo precisaba de la participación de un soldado que accionaba, manualmente, una manivela que hacía girar los seis cañones alrededor del eje central. Cada cañón disparaba una vez por cada giro, lo que permitía el mínimo tiempo de enfriamiento necesario para evitar problemas de sobrecalentamiento. Posteriormente, también se diseñaron nuevos modelos con más cañones (hasta 10), pero que seguían utilizando el mismo sistema del eje rotatorio inventado por Gatling. En este sentido, el inventor también logró reducir su peso y la preparó para disparar diversos calibres, que iban desde 11,43 mm a 25,4 mm. Estas nuevas mejoras de la Gatling acabaron por convencer al general estadounidense Benjamin F. Butler, quien en 1864 adquirió 12 unidades de esta mítica ametralladora por tan sólo 1.000 dólares cada una. Butler utilizó esta docena de Gatlings en el frente de Petersburg, donde obtuvo una inapelable victoria.
Un año después, en 1865, el Departamento de Defensa de la época sometió al modelo empleado por el general Butler en Petersburg a una serie de exigentes pruebas. Tras superar todos los exámenes oficiales, en 1866 el ejército de Estados Unidos la adoptó oficialmente. A partir de entonces, y aprovechándose de la fama obtenida durante la Guerra civil, el propio Gatling se dedicó a vender su diseño a otros países de todo el mundo. Esta venta masiva propició la aparición de numerosos modelos basados en su diseño original, aunque con sustanciales mejoras. De esta forma, la Gatling original se mantuvo como ametralladora oficial del Ejército estadounidense hasta 1911, cuando fue declarada obsoleta y fue sustituida por las primeras ametralladoras modernas. Fueron por tanto utilizadas durante 45 años al servicio de las tropas estadounidenses, las cuales, a pesar de poseer esta increíble capacidad de fuego, tuvieron un uso muy reducido en conflictos bélicos. 

7. Cañón británico no identificado.
 GungaDin cannon2 02.jpg


Fuentes: Wikipedia.org, imfdb.org y blog Armas y Cine.

No hay comentarios:

Publicar un comentario